Alexander Alekhine

Nombre completo
Alexander Alekhine
Vida
Oct 31, 1892 - Mar 24, 1946 (53 años)‎
Lugar de nacimiento
Moscú, Imperio Ruso
Federación
Rusia

Biografía

Alexander Alekhine (pronunciado "Alexander Aliójin") fue uno de los mejores ajedrecistas de todos los tiempos. Se encuentra entre los 10 mejores jugadores de todos los tiempos para muchas personas, fue el cuarto campeón mundial oficial y retuvo el título durante 17 años (solo Emanuel Lasker lo retuvo más tiempo que él). Es el único campeón mundial que murió con el título aún en su poder.

La brillantez del ajedrez de Alekhine se extendía a todos los aspectos del tablero y más allá. Es mejor conocido por su destreza táctica y su habilidad para crear combinaciones en situaciones complejas. Sin embargo, Alekhine también era superior en posiciones tranquilas y en finales de partida. Su influencia en la teoría también es innegable. Varias variantes de aperturas llevan su nombre, siendo la más notable la Defensa Alekhine (1. e4 Cf6). Alekhine escribió más de 20 libros sobre ajedrez, y dos de ellos se mencionan regularmente entre los mejores libros de ajedrez de todos los tiempos.

Infancia e inicios en el ajedrez

Alekhine aprendió a jugar al ajedrez cuando tenía seis o siete años. Sin embargo, no se involucró demasiado en el juego hasta un par de años después, cuando fue testigo de una exhibición simultánea a la ciega en la que participó su hermano mayor. Ese día, el destacado jugador estadounidense Harry Nelson Pillsbury batió su propio récord de simultáneas a la ciega (21 oponentes) al jugar contra 22 oponentes, con 17 victorias, una derrota y cuatro empates, lo que inspiró al joven Alekhine a superar esa hazaña.

A los 12 años, Alekhine podía jugar a la ciega. Un año después, en 1905, jugó en torneos por correspondencia y desarrolló sus habilidades rápidamente. Solo tardó unos años más en lograr su primer gran éxito. En 1909, Alekhine ganó el Torneo de Aficionados de toda Rusia. Convertido en un jugador superior en Rusia, en los años siguientes Alekhine demostró ser un jugador de clase mundial. En 1910, ganó los torneos de otoño e invierno del Club de Ajedrez de Moscú, dio su primera exhibición simultánea (15 victorias, una derrota y seis empates), y quedó en séptimo lugar compartido entre 16 jugadores en el torneo de élite de ajedrez de Hamburgo, detrás de jugadores como Carl Schlechter, Frank Marshall y Aaron Nimzowitsch. Al año siguiente jugó en otro evento de élite, el torneo de ajedrez de Carlsbad de 1911, terminando 11º de 26 por detrás de grandes de todos los tiempos como Akiba Rubinstein, José Raúl Capablanca, Nimzowitsch y Schlechter.

A young Alexander Alekhine.
Alexander Alekhine de joven

La carrera de Alekhine despegó definitivamente en 1914. En enero, quedó en primer lugar compartido con Nimzowitsch en el Torneo de Maestros de toda Rusia. Pero lo más destacado para Alekhine fue su juego en el legendario torneo de ajedrez de San Petersburgo de 1914, que intentó reunir a los 20 mejores jugadores del mundo en ese momento. Casi lo lograron. Los 11 jugadores que formaron el evento lo convirtieron en uno de los torneos más fuertes de todos los tiempos, y Alekhine terminó en tercer lugar compartido con Marshall. Estos dos quedaron por detrás de Capablanca en primer lugar y los dos que empataron en segundo lugar, Emanuel Lasker y Siegbert Tarrasch. Al parecer, el zar Nicolás II otorgó el título de Gran Maestro a esos cinco jugadores en el torneo (el título de GM no se otorgó oficialmente hasta 1950, cuatro años después de la muerte de Alekhine). Algunos otros nombres importantes del evento incluían a Rubinstein, Nimzowitsch y Joseph Henry Blackburne.

El siguiente período de la carrera ajedrecística de Alekhine estuvo marcado por una lucha personal. Estaba ganando en un torneo en Manheim, Alemania, cuando estalló la Primera Guerra Mundial. El torneo se detuvo y Alekhine recibió el premio por el primer lugar, pero una serie de eventos interfirieron con el ajedrez. Se produjo una declaración de guerra contra Rusia, y Alekhine, junto con otros jugadores rusos como Efim Bogoljubow, quedaron retenidos en Alemania y los liberaron varias semanas después. Un año después, en 1915, Alekhine estaba en Austria cuando supo que su madre había muerto. Tras regresar a Rusia en 1918, ayudó a fomentar las actividades de ajedrez en el país tras un período en que el régimen bolchevique lo había prohibido. Otro obstáculo en ese período de tiempo ocurrió cuando Alekhine fue sospechoso de ser espía, pero fue liberado poco después de que lo arrestaran.

Antes de abandonar Rusia definitivamente, Alekhine arrasó en el Campeonato de Ajedrez de la Ciudad de Moscú en 1920 con una puntuación perfecta de 11/11, aunque no fue declarado Campeón de Moscú porque no era residente de la ciudad. Al año siguiente, quedó invicto (nueve victorias y seis empates) en el mismo torneo, que se celebró en Moscú por primera vez. Este fue nombrado retroactivamente el primer Campeonato de la URSS.

Primer campeonato mundial de Alekhine

Alekhine jugó varios mini matches y torneos de élite antes de su primer match por el título mundial en 1927. Ganó o compartió el primer lugar en la mayoría de los torneos en los que compitió y, en 1924, jugó a la ciega contra 26 jugadores, batiendo el récord que le llevó a tomarse en serio el ajedrez. Al año siguiente batió su propio récord al jugar a la ciega contra 28 personas.

En 1927, Alekhine jugó con éxito su primer campeonato mundial contra Capablanca tras años de intentos de organizar uno. El principal obstáculo había sido el importante fondo de premios que debía pagar al campeón más de la mitad, incluso si Capablanca era derrotado. Alekhine recibió el respaldo del gobierno argentino, lo cual finalmente permitió que el encuentro se celebrara.

En Buenos Aires, Alekhine derrotó a Capablanca en el campeonato mundial más largo de la historia hasta ese momento. Alekhine acumuló seis victorias, tres derrotas y 25 tablas. Fue impactante, ya que Alekhine no había ganado previamente ninguna partida contra Capablanca. Alekhine estudió las partidas de su oponente antes del encuentro y descubrió las debilidades de Capablanca, luego procedió a usar el estilo de Capablanca contra él. La 34ª y última partida duró cuatro días, con aplazamientos, y sigue siendo un ejemplo clásico de una victoria por desgaste del cuarto campeón mundial.

Alekhine y Capablanca nunca tuvieron una revancha por el título mundial. Alekhine pensó que la gran suma de dinero que Capablanca exigió para el primer match era un intento de evitar que se celebrara. Alekhine ofreció una revancha pero las negociaciones se prolongaron durante años y nunca finalizaron.

Desde 1927 hasta mediados de la década de 1930, Alekhine dominó el ajedrez. Sus victorias en torneos durante este período fueron extensas, y entre ellas destacan la del torneo de San Remo en 1930 (3,5 puntos por delante de Nimzowitsch) y la de Bled en 1931 (5,5 puntos por delante de Bogoljubow). En 1933, Alekhine volvió a batir su propio récord de ajedrez a la ciega al jugar contra 32 personas simultáneamente.

Pérdida y recuperación del título de campeón mundial

Alekhine defendió con éxito su título dos veces contra Bogoljubow. En ambas ocasiones ganó fácilmente; en 1929, Alekhine tuvo once victorias, cinco derrotas y nueve tablas, mientras que en 1934 acumuló ocho victorias, tres derrotas y quince tablas.

Otra defensa del título enfrentó a Alekhine y Max Euwe en el Campeonato Mundial de Ajedrez de 1935 en los Países Bajos. Alekhine comenzó fuerte, ganando su primera partida con un estilo brillante y liderando cinco a dos. Sin embargo, Euwe igualó el marcador después de siete partidas más y finalmente ganó el match por poco con nueve victorias, ocho derrotas y trece tablas.

Después de perder el título, Alekhine tuvo resultados desiguales en los torneos previos a su revancha con Euwe. La revancha sucedió rápidamente, pues se celebró solo dos años después. Alekhine derrotó a Euwe fácilmente, recuperando su título con diez victorias, cuatro derrotas y once tablas. Ese sería el último campeonato mundial que jugaría Alekhine. Capablanca y él no pudieron llegar a un acuerdo, y Alekhine falleció en 1946 mientras finalizaba las negociaciones para un campeonato mundial con Mikhail Botvinnik.

Tras recuperar su título de campeón mundial en 1937, Alekhine logró varias victorias en torneos. Sin embargo, su carrera se vio interrumpida por otra guerra mundial y más caos en su vida personal. Lo más notable fueron las acusaciones de antisemitismo, aunque muchas fuentes señalan que Alekhine acordó cooperar con los nazis durante la Segunda Guerra Mundial para proteger a su esposa cuando no se le otorgó un visado de salida de Francia. Aparecieron artículos antisemitas bajo su nombre, pero Alekhine afirmó que eran falsificados. No obstante, Alekhine se quedó en la Europa ocupada por los nazis durante la Segunda Guerra Mundial, jugando y ganando múltiples eventos. Una vez terminó la guerra, no lo invitaron a torneos.

Horas después de que completara los preparativos para un match por el campeonato mundial con Botvinnik, encontraron a Alekhine muerto en una habitación de hotel en 1946. Las circunstancias que rodearon su muerte todavía se debaten hoy en día.

Legado

Alekhine fue un táctico brillante que sobresalió en todas las áreas del juego. Venció a los mejores del mundo durante una época dorada del ajedrez, y también fue el precursor de la escuela de ajedrez soviética, que comenzó más o menos oficialmente con Botvinnik. Garry Kasparov señaló una vez que "admiraba el refinamiento de sus ideas [las de Alekhine], e intenté en la medida de lo posible imitar su furioso estilo de ataque, con sus sacrificios repentinos y atronadores".

Alekhine es uno de los mejores ajedrecistas de la historia, pero su legado no acaba ahí. Es lógico que un jugador del top 10 de todos los tiempos sea autor de un libro (Mis mejores partidas de ajedrez) mencionado regularmente entre los 10 mejores libros de ajedrez de todos los tiempos. Ese libro, junto con su obra maestra Nueva York 1924, siguen siendo fuertes influencias en el mundo del ajedrez, además de sus partidas y sus contribuciones a la teoría de la apertura.

Mejor partida


Aperturas más frecuentes

Partidas